Llega la Navidad ¿y a quién le importa el Congo?

El Programa Mundial de Alimentos de la ONU ha comenzado una operación aérea de distribución de alimentos para mitigar las necesidades básicas de las más de 70.000 personas desplazadas a causa del conflicto armado en el noroeste del Congo.Los buenos propósitos del PMA (Programa Mundial de Alimentos), con la distribución de víveres, medicamentos y combustible entre la población desplazada por los últimos conflictos desatados en el Congo, y los ineficaces trabajos diplomáticos de las potencias mundiales no parecen suficientes en una guerra, la llamada Segunda Guerra del Congo, que no terminó en 2003, sino que continúa desangrando una región, no tanto por las luchas étnicas como por el lucrativo negocio del oro del siglo XXI: el coltán.

Más de 250.000 desplazados por el conflicto armado en el este de la República Democrática del Congo (RDC) ha sido calificado por la ONU como un cada mes pierdan la vida 45.000 personas por este conflicto, según estimaciones de la organización internacional Rescue Committee (IRC), no le quita el sueño a ningún mandatario del primer mundo, ya que los intereses económicos contrapuestos de las potencias occidentales impiden una acción coordinada en la zona.

El negocio del coltán alimenta la codicia y financia muerte, la muerte de hasta ahora más de 5 millones de personas. No son los problemas étnicos, sino el beneficio económico el que promueve esta guerra. El segundo país más grande de África, con importantes recursos minerales, está siendo arrasado por la avaricia de multinacionales y potencias mundiales que lo utilizan como campo de batalla para obtener ventajas, tanto económicas como geoestratégicas. Pero, ¿a quién le importa el Congo?


P.S. :
[1]

Notes

[1 Fotografía de Julien Harneis

4 Comments

4 thoughts on “Llega la Navidad ¿y a quién le importa el Congo?

  1. Anónimo dice:

    Entonces, según esto ¿podríamos estar ante la prueba definitiva de que la telefonía móvil sí que mata? Porque a mi me ha dicho un vecino que el Coltán es un mineral importante en la fabricación de los móviles.

    1. Desira dice:

      Decir que el coltán mata creo que es exagerado, pero como todos los recursos escasos, su posesión significa poder. De todas formas, te paso el enlace a un artículo interesante sobre este tema, por si te interesa.

      1. Pedro dice:

        Yo creo que si, el coltán es mortal. Y extremadamente. No con radiactivad alfa, beta o gamma, pero si por ser un mineral estratégico. El diario El País, publica hoy un reportaje al respecto.

        [Coltán, el regalo envenenado de Congo->http://www.elpais.com/articulo/portada/Coltan/regalo/envenenado/Congo/elpepusoceps/20081214elpepspor_9/Tes]

        Saludos

  2. Santiago Valverde dice:

    Me pregunto si el conflicto del Congo es algo generalizado en ese país, o si tan sólo afecta algunas áreas. Lo digo porque hable casualmente del tema con un congoleño que está radicado en Madrid y es profesor de francés. Según él no hay guerra civil, pero si un descontento general a causa de que el actual presidente es de origen senegalés (si mal no recuerdo) y eso no hace gracia a muchos nacionales.

    Sin embargo, ya sea que el conflicto afecte a todo el país o no, lo cierto es que el Congo es potencialmente la nación más rica del planeta. Tiene oro, uranio, algo de petróleo, carbón, diamantes, coltán, etc, etc,… ¿por qué tanta pobreza y genocidio? Pues porque en río revuelto ganancia de pescador. Mientras haya guerras en el Congo los grupos paramilitares y terroristas pueden explotar todos estos recursos sin control para luego venderlos a precio de huevo, todo para conseguir armas y alimentos para las respectivas tropas.

    Es algo muy similar a lo que ha estado ocurriendo en Colombia, otro país cuyos recursos naturales le deberían permitir competir con la riqueza de los EUA, pero que es desangrado por los grupos guerrilleros y paramilitares (ambos terroristas en muchos casos).

    ¿Quién se beneficia de todo esto? Ahí esta la base del problema. Nosotros nos beneficiamos, y nuestros gobiernos no detendrán estás atrocidades porque si lo hacen nosotros bajaremos nuestro nivel de vida, nos enfadaremos y no votaremos por ellos.

    Y no digáis que no. Mirad como ponemos el grito en el cielo por la crisis mientras tomamos unas cañitas (cervezas) y algún bocata (emparedado) de chorizo, y meditamos si volveremos a votar a un gobierno que permitió que esto nos pasará. ¿Os imagináis que pasaría si mañana el gobierno decidiera bloquear la compra de productos que contuvieran insumos robados del Congo?

    No más teléfonos móviles racionamiento de combustible, no más anillos de compromiso, ni portátiles, ni PDA, ni reproductor de MP3 en el automóvil, etc. ¿Lo entenderíamos?

    ¿A que si lo meditáis os empieza a doler un poquito menos los niños congoleños? Cómo somos los seres humanos, ¿no?

Add Your Comment: