Vacaciones sin problemas

Unas buenas vacaciones empiezan con un viaje de ida sin problemas. Conocer los puntos clave del coche, preparar el viaje con antelación, saber que documentación estamos obligados a llevar, mantener unas reglas esenciales para evitar un posible accidente o tener conocimientos de primeros auxilios pueden hacer que nuestras vacaciones sean realmente buenas.Cuando llegan las vacaciones es cuando la mayoría de los conductores se preocupan de verdad del estado de su vehículo. Y esto aunque no está mal es en cierta medida un error. El estado y el mantenimiento del vehículo hay que comprobarlo durante todo el año. Ya que una revisión, precipitada en la mayoría de los casos, antes de las vacaciones de verano, puede dejar sin descubrir algún problema en el coche. Quedar enmascarado y hacerse presente en el peor momento, mientras vayamos circulando.

Un buen viaje comienza por tener una serie de reglas o puntos que hay que tener en cuenta y cumplir para evitar posibles sustos y problemas.

La prueba más dura a la que se enfrentan muchos coches durante todo el año es el viaje de vacaciones. Para evitar posibles problemas durante el viaje, unos días antes de salir de vacaciones no olvide revisar: la dirección, los frenos, los neumáticos, las luces y faros, los amortiguadores, la batería, niveles, cables y correas, el aire acondicionado, lunas y limpiaparabrisas, y por último la carburación del vehículo.

También hay que tener muy presente a la hora de viajar el equipaje. En caso de accidente el equipaje puede suponer un gran peligro para los pasajeros de la parte trasera del vehículo. En una colisión a 70km/h un equipaje de 90 kilos de peso empuja el asiento trasero con una fuerza igual a 485 kilos. No todos los asientos soportan esta presión y pueden poner en serio peligro la vida de los ocupantes del vehículo. Para evitar esto debemos seguir tres simples reglas a la hora de colocar el equipaje en el maletero:
1.- Abrochar siempre el cinturón de seguridad aunque no vaya nadie sentado en el asiento, esto ayuda a que el asiento resista el empuje del equipaje.
2.- Si lleva bultos pesados, sitúe a los pasajeros de la parte trasera en los asientos laterales.
3.- Coloque los bultos más pesados en la parte inferior y amárrelos a los puntos de anclaje del maletero.

Otro punto a tener en cuenta y muy importante son las manías o costumbres que tienen muchos conductores. Muchos utilizan la bandeja y el asiento trasero e incluso el delantero como mesas supletorias, en las que dejan los objetos que piensan usar durante el viaje. CDs, el mapa de carreteras, la funda de las gafas, el móvil, el bolso… Hacer esto puede ser un problema a la hora de un accidente, un choque a 60km/h multiplica el peso de los objetos por 56, golpeando a los pasajeros con gran fuerza. Un móvil en este caso pasa a pesar 10 kilos. Para evitar esto sólo hay que hacer algo tan fácil como colocar estos objetos en las bolsas y huecos que el vehículo tiene en las puertas.

Preparar el viaje con antelación puede llevarnos su tiempo, pero también puede ahorrarnos muchos dolores de cabeza. Realizar una revisión del vehículo en el taller, planificar lugares de descanso para posibilidades paradas, dónde reponer gasolina, puntos a evitar, lugares donde poder comer, elegir una buena hora de salida, realizar una lista para evitar olvidarse de alguna cosa, grabar en la memoria del móvil los teléfonos que podemos necesitar en caso de emergencia (el 112, el de la DGT: 900.123.505, el de la compañía de seguros,…). También es muy importante vestir con ropa cómoda, sobretodo el conductor, prendas amplias, que transpiren y que no opriman. El calzado también es importante, debe ajustarse, sin apretar y que no se salga. Las medicinas son un punto importante a tener en cuenta, ya que muchos medicamentos están contraindicados a la hora de conducir. Repasar el equipaje y eliminar lo que no vayamos a necesitar hace que el coche lleve menos peso con lo que gastará menos, contaminará también menos y será más fácvil de acoplar en el maletero.

A la hora de coger el volante para salir de viaje también debemos revisar la documentación necesaria que debemos llevar: Permiso o Licencia de Conducción, Permiso de Circulación del vehículo, Tarjeta de Características Técnicas, Póliza y recibo del seguro obligatorio y pegatina e Informe de la última ITV superada. Si se viaja fuera de España, compruebe que lleva el Permiso de Conducir y DNI. Si el viaje es fuera de la Unión Europea debe solicitar en la Jefatura Provincial un Permiso de Conducir Internacional. El coche también debe ir documentado con el Permiso de Circulación, Ficha de Características Técnicas con la ITV actualizada, el recibo del Seguro Obligatorio, y fuera de la UE además debe viajar con Carta Verde. Para circular por el extranjero el vehículo debe llevar un adhesivo con el país de origen en la parte posterior, una pegatina oval de color blanco y una E de color negro. Si el viaje es dentro de la UE bastaría con llevar matrículas de las que incorporan la banda azul, estrellas y la letra E, pero fuera de la UE independientemente de la matrícula es obligatori la pegatina.

Antes de emprender la marcha es bueno que recordemos 5 claves para evitar posibles accidentes:
1.- Es muy importante salir a carretera completamente descansado. El calor incrementa la fatiga y ésta a su vez los errores al volante.
2.- Olvidar el consumo de alcohol. Detrás de un tercio de los accidentes mortales en España está el consumo de alcohol.
3.- No olvidar jamás el uso del cinturón de seguridad. El 25% de los muertos en accidentes de tráfico durante el año 2007 no utilizaba el cinturón de seguridad. En caso de colisión es un auténtico salvavidas.
4.- Ni antes ni durante el viaje es recomendable hacer comidas demasiado abundantes ni ricas en grasas ya que pueden llegar a producir somnolencia.
5.- No sobrepasar las limitaciones de velocidad señalizadas. En un viaje de 300 kilómetros, la diferencia entre circular a 120km/h y 140km/h, por encima de la limitación genérica es sólo de 20 minutos. El exceso de velocidad se encuentra detrás de 1 de cada 4 accidentes mortales. Más vale perder un minuto (o minutos) en la vida, que la vida en un minuto (o minutos).

Si por alguna razón nos vemos involucrados en un accidente de tráfico o somos testigos de alguno debemos prestar la ayuda necesaria y recordar siempre la siguiente regla: PAA. Proteger, Avisar y Ayudar.

PROTEGER
1.- Aparcar fuera de la carretera para evitar causar otro accidente y señalizar la situación con los triángulos.
2.- Comprobar si existe algún riesgo añadido como el derramamiento de líquidos inflamables o tóxicos, despeñamiento del coche, del herido…
3.- Quitar el contacto del coche siniestrado, poner el freno de mano y hablar con los heridos para evaluar lo mejor posible su estado.

AVISAR
1.- Informar del accidente a través del móvil o de un poste SOS al 112 o al teléfono de la DGT. Es muy importante dar la localización exacta o lo más exacta posible. Carretera, punto kilométrico o el pueblo más cercano. Informar del número de heridos, su estado, la gravedad…

AYUDAR
Esta es la parte más delicada si no se cuenta con conocimientos médicos, ya que hay algunas cosas que no se deben hacer.

NO DEBE – Dar agua o medicamentos al herido.

  • Sacarle del coche, salvo que exista riesgo de incendio o despeñamiento.
  • Quitar el casco al motorista o ciclista.

PUEDE

  • Colocar un pañuelo o apósito en una herida abierta para minimizar la pérdida de sangre.
  • Si el herido respira con dificultad, comprobar si la lengua u otro objeto extraño obstruye el paso de aire.
  • Si el accidentado está inconsciente y no respira ni tiene pulso, puede sacarlo del coche, pero haciéndolo con ayuda y manteniendo recto el eje cabeza-cuello-columna para evitar una posible lesión medular. Si tiene alguna noción intente hacer un masaje cardiaco.

Con estas medidas no sólo nos protegemos a nosotros y a los que viajan con nosotros, sino que también evitamos poner en peligro a terceros.
Para mayor información puedes consultar la página web de la DGT: www.dgt.es|DGT.es


P.S. :
Los datos han sido obtenidos de “tráfico y Seguridad Vial”.

6 Comments

6 thoughts on “Vacaciones sin problemas

  1. Karlos dice:

    Lo mejor?? Viajar sin coche, ya está bien, hay otros medios que matan y contaminan menos.
    Hay que acabar con la tradición del atasco y el estrés.

    1. JFK dice:

      Karlos, no seamos ingratos,POR FAVOR, que hay soldados que estan dispuestos a matar, e incluso a morir para que tu puedas tener gasolina a un precio insuperable. Además,vale ya de tópicazos ecologistas; no se si sabrás que hay cientìficos que han demostrado que las ventosidades de las vacas son pero que bastante peor que el CO2 para el medio ambiente(Lo que ya no se decirte es como habrán sido concretamente los experimentos que les han llevado a estos señores a tan importante conclusión).

      1. Karlos dice:

        Pues imagínate como fueron las pruebas que demuestran que las vacas contaminan más que los coches…
        Lo de topicazos ecologistas es una ironía no?
        En fin.

        ladyverd.com

        1. JFK dice:

          Querido Karlos, si por ironía te refieres a decir lo contrario de lo que se piensa o se siente por ser doloroso o incomprensible, lamento decirte que la respuesta es no.

          1. Anónimo dice:

            O sea que pensar que deben disminuir los coches, que hay maneras de moverse más limpias y menos costtosas para el medioambiente y para las personas es un topicazo ecologista…no lo entiendo.
            Yo diría entonces basta de topicazos consumistas y conservadores.
            Bueno y los de los soldados que matan, sin comentarios.

            Un saludo.

          2. Santiago Valverde dice:

            Es cierto, en ambos “bandos” se usan muchos tópicos. Pero una cosa sí es verdad, los coches particulares son hoy en día una de las formas más económicas de trasladarse. Entonces ¿por qué parece lo contrario?

            El fallo es humano. Los coches (o carros) los conducen gente muy inexperta que comete muchos errores. No le dan mantenimiento a la maquina, aceleran o frenan sin necesidad, sobre cargan el vehículo o (lo que es peor) lo usan para trasportarse en solitario, usan las mismas vías de transporte y a la misma hora que todo el mundo.

            Si las vías de transporte se usarán de forma más ordenada, estableciendo horarios escalonados de salida en el trabajo o asignando prioridad horaria de acuerdo al numero de la placa, ya no habría los despilfarradores y contaminantes atascos (o embotellamientos).

            Por otro lado si yo subo a un avión y al piloto le huele el aliento a alcohol, inmediatamente lo denuncio. ¿Cómo es posible que la gente normal permita que otro, o incluso ellos mismos, conduzcan?

            Un último comentario, mi defensa anterior no vale para las ciudades. Prácticamente ningún medio de transporte motorizado funciona eficientemente en una ciudad. ¿La solución? La bicicleta, no hay de otra.

            Un saludo.

Add Your Comment: